Obesidad y COVID-19 (Artículo)
Minuto a Minuto

 

 

 

17 de enero de 2021

 

Medicina de Alta

 

Comprender el papel de la obesidad en relación con el COVID-19, debería ser prioridad de todos dada la alta prevalencia de esta condición en nuestro país y recalcar que en cada uno de nuestros núcleos familiares hay un obeso, esto es crudo, pero real.

Para decir obesidad debemos tener un IMC (índice de masa corporal) igual o mayor a 30.

Debemos entender que la obesidad es una enfermedad inflamatoria crónica. Las células grasa secretan varios mensajeros químicos que desencadenan la inflamación llamados citoquinas y que agregan a las ya provenientes de los macrófagos.

Esta inflamación y efectos pueden agravar la actividad descontrolada de las citoquinas que caracteriza al COVID-19.

Las patologías físicas que hacen que las personas con obesidad sean vulnerables al COVID-19 severo comienzan con la mecánica: la grasa abdominal empuja hacia arriba el diafragma, lo que hace que este músculo comprima los pulmones y restrinja el flujo de aire.

Este volumen pulmonar reducido conduce al colapso de las vías respiratorias en los lóbulos inferiores de los pulmones, donde llega más sangre para la oxigenación que en los lóbulos superiores.

La obesidad es una enfermedad y no solo un problema estético.

En conclusión, los estudios muestran que la obesidad es un factor de riesgo para la hospitalización, el ingreso a unidad de cuidados intensivos y el desarrollo de las consecuencias graves que llevan a la muerte en caso de enfermedad por COVID-19.

Si usted es una persona con obesidad sea más cautelosa, cuidese más e inicie a bajar de peso.

¡Mi pasión y talento tu salud y belleza!

 
Dr. Filo Huesca
Médico Cirujano y Partero.
Maestro en Medicina Estética y Longevidad.
next
prev

Hay 1165 invitados y ningún miembro en línea