Hombre infiel
Minuto a Minuto

 

 

Fugaz luz fatua

que orgullo falso y pedante

das pasión que une y que mata

al hombre débil y arrogante.

Tersa suavidad que empalaga

el simple sabor del cristalino,

no hay nada que por ti no haga

¡Eres un triste ladino!

Construcción de suaves arenas,

asfixiante palpitar inútil,

atole contenido en venas,
olvido y destrucción sutil
Hombre infiel,  hombre  ¡qué pena!

 

carlos ricano

 

 

 

 

Más de la obra de Carlos Ricaño:

next
prev

Hay 848 invitados y ningún miembro en línea