¿Podemos ayudar a nuestros hijos para que tengan éxito? (Artículo)
Minuto a Minuto

 

 

 

24 de enero de 2021


Después de la emoción y disfrute de las fiestas de fin de año, (aunque restringidas, pero nosotros sobrevivientes) nos enfrentamos a la nueva forma de enseñanza que en tiempos actuales se está manejando. El año escolar se debe salvar, no importa si el alumno no aprendió, no le gusta el método, no entiende al maestro y para colmo; si usted termina con problemas biliares.

Bueno, ¿qué hacer si los conocimientos escolares no se nos dan? ¿cómo ayudamos a nuestros hijos, si también nosotros estamos luchando por cumplir con nuestro trabajo en línea, atendiendo clientes malhumorados, o soportando llamados de atención de jefes o directores que se lucen en los nuevos métodos de reuniones? Que difícil, pero no sufra, aunque sea como intento busquemos solución.

En el mundo moderno el interés creciente de información sobre diversos temas trasciende y abarca sucesos y hechos de la vida cotidiana. El tema de la familia respecto al quehacer educativo de su prole, no podía ser menos. Pese a ello no vamos a encontrar recetas para ser los mejores guías de nuestros hijos o ganarnos la medalla del “Buen educador”, pero sí podemos apoyarnos en teorías e hipótesis de análisis conductuales, que al leerlos; cuando menos nos van a tranquilizar. La Filosofía, Sociología, Antropología, Pedagogía y otras ciencias, plasman conceptos que nos pueden permitir una orientación asertiva para comprender y ayudar a nuestros hijos para triunfar.

Recordemos, el psicólogo suizo Jean Piaget, quien motivado por el deseo de explicar la naturaleza del pensamiento y razonamiento de los niños, dedicó 50 años de su vida al estudio de la conducta infantil, y afirma que un niño normal atraviesa cuatro estadios principales en su desarrollo cognitivo y aseguró que la evolución cognitiva, es el resultado de la interacción del niño con el medio ambiente en que se desarrolla.

Otra opción es tomar en cuenta las investigaciones del psicoterapeuta Carl R. Roger, él tenía la convicción que toda persona, tiene poderosas fuerzas constructivas en su personalidad y solo es necesario las condiciones adecuadas para desarrollarlas. En la explicación del proceso de formación de la personalidad, y las relaciones con el medio ambiente, encontramos aportes en las teorías de Vygotsky, Walter Mischel, Bandura, Bruner y un sinfín de enfoques psicológicos de autores modernos interesados en la importancia de estimular y reorientar el proceso educativo. El aprendizaje es un proceso, y como proceso influyen en él diversas experiencias aprendidas desde el seno familiar.

El filósofo Fernando Savater explica:

La educación mantiene los valores predominantes aprendidos dentro de la primera socialización del individuo que se denomina familia.” “La influencia del entorno familiar y su medio social es determinante en la educación escolarizada. El entorno familiar es la base de una socialización secundaria en la cual se desenvuelven nuestros hijos.

Ayudar a sus hijos, es ejercer autoridad de orientación y apaciguamiento de sus deseos inmediatos, recordarles que todo deseo requiere esfuerzo. Es manejar principios de armonía en lo moral, afectivo, físico intelectual y social.

Ayudar a nuestros hijos es realizar con ellos; proyectos de vida.

Es darles seguridad de amor, cuidado y aceptación de su individualidad y enseñarles a aceptar a los demás.

Ayudar a nuestros hijos para triunfar; implica buscar todos los medios a nuestro alcance.

El apoyo desinteresado de los maestros es nuestro primer aliado.

¡Busquemos a los maestros!

 

Merced Sarahí Jarquín Ortega es originaria de la Sierra Sur del estado de Oaxaca. Autora de múltiples cuentos, ensayos, poemas y novelas. Ha participado en diversas antologías literarias. Es integrante del Círculo de Escritores Sabersinfin.
next
prev

Hay 622 invitados y ningún miembro en línea