COVID-19 llevaría a UCI a mujeres embarazadas
Minuto a Minuto

 

 

BOGOTÁ D. C., 26 de septiembre de 2020 — Agencia de Noticias UN-

Según el Instituto Nacional de Salud (INS), en la semana del 28 de junio al 4 de julio de 2020 se reportaron 242 muertes maternas, mientras que en el mismo periodo de 2019 se registraron 155, lo que indica un aumento en el porcentaje de la mortalidad materna temprana.

En Colombia, hasta la semana epidemiológica 31 (6 de agosto 2020) se han confirmado 357.710 casos de COVID-19 en población general, de los cuales 1.212 son mujeres gestantes, es decir el 0,3 %; el 59 % de ellas (723 mujeres) se recuperó.

El 30 % de la gestantes contagiadas se encuentran entre los 25 y 29 años.

En esa semana epidemiológica murieron 19 mujeres gestantes por COVID-19, por lo que el registro de datos de esta enfermedad para todos los países se convierte en una prioridad y en una estrategia para orientar las intervenciones durante la atención integral, enfocada en la detección temprana de posibles complicaciones.

Morbilidad extrema

En las actuales condiciones, el estrés y la ansiedad generados por la pandemia podrían ser unos de los factores psicosociales que favorecerían la morbilidad materna extrema, a los que se suman otros de tipo social y biológico como edades extremas, falta de apoyo social y afectivo, depresión gestacional, estrés laboral, violencia y maltrato intrafamiliar, que ponen en riesgo la vida de la madre y el hijo.

Así lo detalla la investigación de Ruth Beatriz Mora Rojas, enfermera especialista en Enfermería Perinatal y doctora en Salud Pública, invitada a la charla “Morbilidad materna en tiempos de pandemia”, del Programa #SaludUNALContigo, de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL).

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la “morbilidad materna extrema” es un estado en el cual la mujer casi muere pero logra sobrevivir a una complicación ocurrida durante su embarazo, el parto o los siguientes 42 días después de este, y requiere de una intervención médica urgente para evitar su muerte.

Algunas de las complicaciones se asocian con el metabolismo del oxígeno, que libera radicales libres en el interior de la célula cumpliendo una función, que aunque puede ser beneficiosa, en exceso se convierte en algo perjudicial.

“Cuando se presenta una excesiva producción de estos radicales libres de oxígeno se genera estrés oxidativo, responsable de muchas patologías degenerativas, enfermedades crónicas como el cáncer y también de complicaciones maternas, en este caso morbilidad materna extrema”, señala la especialista.

La investigación incluyó una revisión de literatura y una fase de reconstrucción de los instrumentos; en los criterios se tuvo en cuenta a mujeres mayores de edad que sobrevivieron a la morbilidad materna extrema y que estuvieron en posparto hasta tres meses.

La OMS considera la vigilancia de la morbilidad materna extrema como una de las estrategias para reducir los desenlaces fatales, ya que proporciona evidencia sobre las causas y los factores sociales, estructuras y resultados de la calidad de la atención que reorientan las acciones en salud pública. Es por eso que a partir de 2012 en Colombia se inició su vigilancia, obedeciendo a esas directrices y reposando los datos del INS.

Fuente: hagenciadenoticias.unal.edu.co
next
prev

Hay 2558 invitados y ningún miembro en línea