Escucha el futuro (Artículo)
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

 

La libertad comienza por los oídos

Edward Paul Abbey

Escucha el futuro: lema utilizado el año pasado para conmemorar el Día Internacional de la Audición, el cual se celebra el 3 de marzo de cada año. Este día tiene como objetivo fundamental la sensibilización y promoción del cuidado auditivo en el mundo, así como crear conciencia sobre cómo prevenir la sordera y la pérdida de la audición y promover el audión (primer amplificador electrónico de sonidos).

Designado en la Primera Conferencia Internacional sobre Prevención y Rehabilitación de los Trastornos de la Audición en Beijing, China en 2007, este día tiene la intención de acrecentar la conciencia sobre la necesidad de desarrollar acciones y tomar medidas para evitar los daños prevenibles del oído y de la audición en todo el mundo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que aproximadamente el 15% de la población adulta del mundo experimenta algún grado (leve o superior) de pérdida auditiva. De éstos, más del 5% (360 millones de personas) padece pérdida de audición discapacitante (328 millones de adultos y 32 millones de niños), entendida ésta como una pérdida de audición superior a 40dB en el oído con mejor audición en los adultos y superior a 30dB en el oído con mejor audición en los niños.

Se prevé que en los próximos 30 años aproximadamente una de cada 10 personas tenga pérdida de audición. Debido a que muchas de sus causas son prevenibles, su pronta identificación y el tratamiento adecuado pueden reducir sus repercusiones. En el contexto actual, destaca el hecho de que, de acuerdo con cifras de la OMS, aproximadamente 1.1 billones de jóvenes (entre 12 y 35 años de edad) en todo el mundo podrían estar en riesgo de pérdida auditiva debido a prácticas de escucha inseguras, sobre todo la que se debe a la exposición a sonidos fuertes debido al uso de dispositivos personales de audio como teléfonos inteligentes y reproductores de MP3 y lugares de entretenimiento ruidosos, como clubes nocturnos, bares y eventos deportivos.

En el folleto publicado por la OMS para celebrar este día, se dice que una persona tiene pérdida de audición cuando no puede oír tan bien como las personas con audición normal. Para las personas con pérdida de audición leve puede resultar difícil entender las conversaciones en lugares ruidosos, como un restaurante. Aquellas con pérdida de audición

moderada tienen dificultades para entender conversaciones normales, a no ser que se eleve la voz. Quienes tienen pérdida de audición grave no pueden oír ni siquiera sonidos muy intensos y cercanos.

La OMS indica que en los niños se sospecha que existe pérdida de audición si: no responde a los sonidos; no entiende bien lo que se le dice; tiene retraso del desarrollo del habla; tiene secreciones óticas o sufre episodios repetidos de dolor de oídos u obstrucción. Este mismo problema se identifica en los adultos cuando: pide frecuentemente que le repitan lo dicho; tiende a subir el volumen de la radio o la televisión; a menudo no se entera de parte de las conversaciones; oye ruidos que no proceden del exterior o la gente dice que habla alto.

Las probables causas de la pérdida de audición para un recién nacido, de acuerdo con la OMS, son: antecedentes familiares; infecciones maternas durante el embarazo; prematuridad; falta de oxígeno al nacer o Ictericia grave poco después del nacimiento. En los niños y adultos: infecciones, como meningitis, sarampión, parotiditis o infecciones óticas con secreción; uso de determinados medicamentos; traumatismos craneales u óticos; exposición a ruidos intensos en cualquier entorno; uso de aparatos personales de audio a un volumen excesivo; obstrucción del conducto auditivo por cerumen o cuerpos extraños. En los ancianos: proceso normal de envejecimiento; exposición a ruidos intensos en cualquier entorno; hipertensión arterial; diabetes o uso de determinados medicamentos.

Dentro de las acciones para evitar la pérdida de audición la OMS contempla: el no introducir nada en los oídos por ningún motivo, ni siquiera para limpieza; protegerse de los sonidos intensos y sobre todo consultar al médico inmediatamente ante cualquier problema auditivo

Es por esto, amable lector, que los problemas audición pueden provocar grandes problemas de comunicación que pueden tener efectos importantes en la vida cotidiana como son: generar sensación de soledad, aislamiento y frustración, sobre todo en las personas mayores, por lo que se recomienda en este día reflexionar y realizarse las pruebas audiológicas para prevenir este grave problema de salud.

 

Jorge A. Rodríguez y Morgado

Twitter @jarymorgado

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

conoSERbien; www.sabersinfin.com

  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 1242 invitados y ningún miembro en línea