BENDITO USTED, BENDITO YO... BENDITOS ANIMALES
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

 

luis fernando paredes.jpgBENDITO USTED, BENDITO YO… BENDITOS ANIMALES

Por: Luis Fernando Paredes Porras*

 

Usted y yo (respetando el orden que señalan las normas de urbanidad) ¡somos unos animales!...racionales (en el mejor de los casos) pero a fin de cuentas, animales. Por lo tanto, siguiendo esta premisa, como animales que somos,  deberíamos ir a que nos bendijeran todos los 17 de enero de cada año, pues es la fiesta católica en la cual se le encomiendan a San Antonio Abad a los hijos de Dios que tienen plumas, escamas, pelos, garras, alas y, como estamos  usted y yo, en esta arca, pues iremos con nuestras mañas.

 

Normal 0 21 false false false ES-MX X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4

 Canonizado en el año 491, San Antonio Abad – dicen- se hacía acompañar de animales, que amorosos lo seguían, como aquella jabalina  - cuyos jabatos  estaban ciegos y Antonio los curó – que agradecida lo acompañara y cuidara de toda alimaña. Después, la idea de la impureza del  cerdo se hizo más fuerte y terminaron representando a San Antonio Abad con un cuino domado a los pies, porque era vencedor de la impureza.

 Pero partamos no de la postura de la evolución de las especies, que es la que da origen a nuestra animalidad existencia;  veamos el fenómeno desde el marco del creacionismo, al que los  cristianos se apegan para explicar la génesis de la vida. Siendo así, usted y yo devenimos del barro y  la costilla (con su ración de pecado original) y nuestros progenitores ancestrales le dieron nombre, a diestra y siniestra, a cuento ser vivo vieron. Por lo tanto, usted y yo no somos animales, tan sólo somos pecadores – ¡uf, que alivio!,  ¿no? -  y por ello  no vamos a que nos bendigan los 17 de enero,  ya que, a todo católico le han bautizado de pequeño – y en casos extraordinarios, ya entrados en años- a fin de quitarle su pecador origen. Lo raro es que con los años, algunos comenzamos a manifestar comportamientos animales por muy bautizados que estemos.

 Han pasado unos días de la ceremonia religiosa en la que el sacerdote bendice a las mascotas. En lo particular me gusta le escena por razones que no abordaré en este momento. Siendo honesto, lo que en realidad me preocupa es que, en mis sueños,  no llevé a la iguana verde (a esa que los reyes magos me regalaron en mi sueño el 5 de enero; ( tuxtepecanos.blogspot.com)  … ¿eso impedirá  que sepa de qué lado masca?

Más artículos de Luis Fernando Paredes Porras:

 

  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 1486 invitados y ningún miembro en línea