JOSÉ F. GARIBAY ÁVALOS, IN MEMORIAN
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

raymundo garcia.jpgJOSE F. GARIBAY ÁVALOS, IN MEMORIAM
Raymundo García García*

Dentro de las pugnas ideológicas en las cuales ha sido arena la Angelical ciudad de Puebla, tienen relevancia significativa las de la vida universitaria, particularmente las que se desarrollaron como consecuencia natural del ejercicio de la autonomía universitaria, que formalmente se conquistó en noviembre de 1956.

 

La autonomía universitaria mirada como oportunidad para auto-transformarse y bandera de las mentes liberales por un lado, más el triunfo de la revolución cubana y el despliegue de las luchas sociales por el otro lado, forjaron la dicotomía en los universitarios poblanos en dos bandos con apodos diferentes, pero siempre confrontados, hasta la madurez que se inicia con el proceso de reinstitucionalización en 1990. En la primera década de la autonomía universitaria y ya con la experiencia de dos legislaciones, destacó el rectorado de Dr. José F. Garibay Ávalos 1965 – 1968.

 

Rectorado que por su visión de futuro y amenaza a los grupos radicales y de izquierda enquistados para apoderarse de la universidad por varios lustros, al año de gestión lo interrumpieron y en complicidad con el gobierno estatal autoritario lo frenaron al año de gestión y pisotearon la institucionalidad, la legalidad con la imposición de una ilegal e ilegítima Junta Administrativa compuesta por un vergonzoso cuarteto de universitarios depredadores. Un año de gestión de Garibay Ávalos, fue suficiente para dar sentido y camino a la universidad pública que después de un camino tortuoso en manos gobiernistas primero y luego en las izquierdistas desde 1972 hasta 1990, al fin pudo reivindicarse la institución para arribar a una etapa de éxito y liderazgo indiscutible.

Pero la administración universitaria bajo el rectorado Garibay Avalos, sentó las bases para la gloria que vive la BUAP, simple y sencillamente en su administración se adquirieron los terrenos para la construcción de Ciudad Universitaria que se concluyó en 1968. Pero para no errar en datos, vale la pena recrearse en el Informe dirigido al H. Consejo Universitario  y el primer anuario estadístico de la UAP presentado en el mes de septiembre de 1966; en el cual se evidencia  el profundo sentido humanista del Rector, al pronunciarse en contra abusivo empirismo y en la falta de valores, como causa de la crisis universitaria de los años sesenta.

Con firmeza se pronuncia y se aplica iniciando la transformación universitaria a través de una planificación rigurosa, que parte del conocimiento de la realidad, para ello elabora el primer anuario estadístico de la UAP, que buscaba “conocer objetivamente, en cifras y graficas los diferentes aspectos de la institución, como el primer paso para planificar, enmendar y mejorar todas y cada una de las fases de la vida universitaria”. Destacando que se incrementó el subsidio y el patrimonio universitario, el impulso de la creación de Radio Universidad; “se puso en práctica el seguro del estudiante, como medida de seguridad social para el alumnado, hecho sin precedente en la historia de México”.

Bajo este rectorado se inauguró por el presidente Gustavo Díaz Ordaz el 18 de noviembre de 1965 el edificio de la Escuela de Medicina, y el gobierno estatal lo entregó oficialmente en enero de 1966 a la UAP; y se obtuvo del propio presidente de la república una donación de 1,633 libros para incrementar el acervo bibliotecario. Se impulso el manejo de ingresos y egresos vía institución bancaria para mejorar la transparencia en el manejo de recursos; en el impulso a la docencia se aumentaron plazas de profesores de carrera y las vida cultural se impulsó con la multiplicación de Ateneos universitarios. Y no se puede dejar de mencionar que dentro de la administración Garibay Ávalos, se impulsó un proyecto de Doctorado en derecho, para ello desde 1965 cinco docentes de la escuela de derecho fuero a estudiar Doctorado en derecho en la UNAM, esperando que se doctoraran en 1967 e iniciar el doctorado en 1968. Lamentablemente la mezquindad y el fanatismo izquierdizante, frenaron  este proyecto que se coronaría hasta el inicio del siglo XXI con el Doctorado en derecho de la BUAP. Por la trascendencia del proyecto rectoral truncado, y como un merecido homenaje de reivindicación al anhelo de un distinguido poblano, se hace necesario repensar la historia universitaria y valorar la administración rectoral 1965 – 1966 de José F. Garibay Ávalos, como un universitario humanista y de visión de futuro.

*Raymundo García García es mexicano, catedrático, investigador y doctor en Ciencia Política.

Más de la obra de Raymundo García García:
  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 684 invitados y ningún miembro en línea