PROPUESTA PARA DEROGAR CAUSALES DE DIVORCIO
Minuto a Minuto

 

 

rocio_garcia_olmedo.jpgPROPUESTA PARA DEROGAR CAUSALES DE DIVORCIO
Rocío García Olmedo*
 
Seguramente todos coincidimos en que la familia es el núcleo de la sociedad y por ende la base de toda dinámica social;  también coincidiremos en que la familia de hoy, no es la misma familia de hace 50 años, los roles de sus miembros han cambiado.


De ahí que la semana anterior presenté una Iniciativa proyecto de Decreto para reformar, adicionar y derogar diversas disposiciones del Código Civil del estado de Puebla, proponiendo la derogación de las causales determinadas en el artículo 454 del Código Civil, ya que los factores que originan al divorcio las hacen inoperantes y obsoletas.

Para entender la propuesta para derogar las causales de divorcio es necesario comprender cual es la estructura del matrimonio en tiempos actuales, y cual es la importancia del divorcio ante esta nueva estructura.

Si el matrimonio es un acuerdo de voluntades, éste, es un contrato que requiere la voluntad cotidiana de renovación, sin embargo cuando se presentan rupturas entre los cónyuges insalvables se estableció en nuestra legislación civil los casos para una disolución forzada.

Hoy el número de divorcios se ha incrementado y los registros demuestran que se vienen invocando con mayor frecuencia las causales establecidas para los divorcios necesarios, esto es algo que tenemos que enfrentar con fórmulas distintas, tenemos que hacer que las leyes enfrenten a la situación social real, que enfrenten a lo que está pasando, que perciban la realidad y traten de reglamentarla y le den a las personas normas para vivir con ellas que les resuelvan los problemas, que les proporcionen mecanismos de vida y felicidad.

Lo que se propone es que el juez resuelva en cuanto al divorcio, es decir, si una de las dos personas definitivamente no quiere mantenerse dentro del lazo del matrimonio, debe permitírsele salir. Si son los dos, pues es más fácil, pero basta con la voluntad de uno de ellos. Ahora bien esto implica que quedan cuestiones periféricas pendientes. Si las partes pueden convenir, qué bueno, pero si no, eso sí lo resuelve el juez, pero ya no se tendrá que contemplar la razón del divorcio. Pero no vamos a renunciar a que el Estado regule las situaciones de conflicto, simplemente estamos proponiendo que para efectos exclusivamente del divorcio no tengamos que inventar causales.

Para quienes puedan pensar que la propuesta puede ser un medio facilitador de la pulverización del núcleo familiar, debo comentar que históricamente, el divorcio siempre ha estado presente, de ahí que fue necesario darle un procedimiento en nuestra legislación civil. Antes un divorcio era satanizado, pero hoy en día, todos tienen un conocido que está divorciado. Hoy hay altos índices de segundos matrimonios, de madres solteras, de gente que incluso ya no se casa.

Bajo esta propuesta el trámite de divorcio va a dejar de ser largo, caro, tortuoso y desgastante en los económico, psicológico y familiar. No podemos evitar la consideración de que el costo emocional y estructural de una familia que presenta relaciones disfuncionales entre los cónyuges son abundantes, de tal suerte que en muchas ocasiones, resulta una solución menos dañina el divorcio, no sólo para los cónyuges, sino fundamentalmente para los menores que se encuentran en medio de esa problemática.

Dice el Dr. Elías Manzur autor de la obra “El divorcio sin causa en México. Génesis para el siglo XXI” respecto a los menores en esta situación “me parece que no se puede comparar el hijo de padres casados con los hijos de padres divorciados; debe compararse con hijos de padres casados en conflicto. Ya que el vivir en un ambiente de desamor, de falta de respeto entre los padres les hace más daño.”

La Iniciativa que propone considerar el procedimiento de divorcio sin causales, fue presentada al Pleno el jueves anterior y turnada para su análisis a la Comisión de Gobernación, Justicia y Puntos Constitucionales.
 
*Rocío García Olmedo ha desempeñado diversos puestos públicos y políticos en el estado de Puebla, México. Rocío García Olmedo es diputada de la LVII Legislatura del H. Congreso del Estado de Puebla. 
 
Más de la obra de Rocío García Olmedo:
 
next
prev

Hay 1132 invitados y ningún miembro en línea