LOS CAMINOS DE LA SUCESIÓN POBLANA
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

 

 

Normal 0 21 false false false ES-MX X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4  

raymundo garcia.jpgLOS CAMINOS DE LA SUCESION POBLANA

Por: Raymundo García García*

17 de junio de 2007

 

Aunque la mayoría de los editorialistas profesionales de Puebla, se dieron a la tarea de señalar que después de la resolución de la SCJN sobre el juicio de inconstitucionalidad en contra del texto del artículo tercero transitorio de la pasada reforma constitucional electoral poblana, dio el banderazo de salida de la carrera por la sucesión gubernamental; lo cierto es que este es -como parte de la lógica con la que opera el sistema político mexicano- sólo un momento más considerado por los actores políticos.

 

Normal 0 21 false false false ES-MX X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4  

El gobernador seguramente, viene construyendo el modelo sucesorio bajo su control dentro de su partido –el PRI- desde el mismo momento en el cual  conoció su triunfo electoral el 14 de noviembre de 2004, como elemento adhesivo a su ejercicio administrativo y desde ese momento siempre ha estado apostado por el mejor subordinado de su plena confianza, que no es otro que quien ha ejercido el cargo de vice-gobernador, personalizado en el funcionario que despacha como secretario de desarrollo social.

 

Los puestos en el sexenio como secretario de gobernación, y después como de desarrollo social, como consecuencia del descalabro producido por el exceso de votos que lo ahogó en el objetivo de llegar a dirigir al Poder Legislativo local, el hombre más informado, y también el más apostado por el ejercicio del gobierno estatal dentro de un ambiente de una gobernabilidad controlada, no ha sido otro que Javier  Zavala, formado en la misma dinámica que la del ejecutivo estatal, la del pragmatismo de las decisiones y la de ejercicio del poder  con visión de futuro, reconociendo los riesgos, los entuertos y decidiendo también los desenredos para alcanzar metas previamente programadas. La anunciación de una lista de posibles precandidatos tricolores a la gubernatura,  solamente se convierte en un formalismo democratizante en voz del gobernador para encubrir una decisión muchas veces anunciada. Claro salvo una catástrofe, que en política nuca se está a salvo.

 

Por el lado del PAN, el camino hacia la candidatura a la gubernatura, tiene sus propios episodios, ahí todo parece indicar que han influido las circunstancias acompañadas del azar. Rafael Moreno Valle, cuando se siente traicionado por el PRI y comprende que no cuenta con los apoyos para  ser primero candidato a senador,  los sueños de una candidatura a la gubernatura están por demás cancelados. Conocedor del sistema político mexicano, sabe Rafael Moreno Valle Rosas, que dentro del PRI quien es precandidato a gobernador o a presidente de la república y no llega, es difícil o imposible que dicha condición se vuelva a presentar, en la oposición, el fenómeno es diferente. De ahí que su ingreso al PAN como candidato ciudadano,  lo salva y lo pone de nueva cuenta en la carrera por la gubernatura de manera original, en la que ya había estado en el año 2003-2004.

 

Las aspiraciones del neopanista, curiosamente han estado acompañadas por la virtud y la fortuna, sobre todo por la fortuna, ya que su llegada a Acción Nacional le permite incorporarse a un grupo de aspirantes a candidatos a gobernador o gobernadora que resulta muy amplio: Antonio Sánchez Díaz de Rivera, Ana Teresa Aranda Orozco, Ángel Alonso Díaz-Caneja, Jorge Ocejo Moreno y Humberto Aguilar Coronado.  Tres  consolidan sus aspiraciones al alcanzar en 2006 el estatus de senadores y Aranda Orozco lo hace a través de la experiencia alcanzada como directora nacional del DIF, secretaria de desarrollo social y finalmente subsecretaria de gobernación; empero, en las elecciones locales Díaz de Rivera, lo descarrila la derrota electoral; a Ángel Alonso lo aleja la falta real de calor y el pragmatismo del presidente Calderón;  a Aranda Orozco aunque está muy fuerte en la pelea, le provoca frío político la salida de la administración estatal y el oportunismo de los seguidores y finalmente, a Humberto Aguilar, el destino lo acerca a luchar por la dirigencia nacional; dejando a dos aspirantes Rafael Moreno Valle y Ana Teresa Aranda. La última carta del azar, la da sin lugar a dudas la derrota que sufrimos los panistas el pasado 5 de julio, y que pone a Moreno Valle, más allá de todas las discusiones que se quieran, en el corredor más adelantado y seguro del panismo a las elecciones de julio de 2010.

 

*Raymundo García García es mexicano, catedrático, investigador y doctor en Ciencia Política.

 

Más de la obra de Raymundo García García:

  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 874 invitados y ningún miembro en línea