LA SUAVE PATRIA: PLUTOCRACIA Y MISERIA
Minuto a Minuto

 

 

martinez garcilazo.jpgLA SUAVE PATRIA: PLUTOCRACIA Y MISERIA

Por: Roberto Martinez Garcilazo*

Martes 21 de abril del 2009

 

Diré con una épica sordina: la Patria es impecable y diamantina (...) Patria: tu superficie es el maíz,
tus minas el palacio del Rey de Oros, y tu cielo, las garzas en desliz y el relámpago verde de los loros. El Niño Dios te escrituró un establo y los veneros del petróleo el diablo. (...) Tu barro suena a plata, y en tu puño su sonora miseria es alcancía (...) Suave Patria: tú vales por el río de las virtudes de tu mujerío. Tus hijas atraviesan como hadas, o destilando un invisible alcohol, vestidas con las redes de tu sol, cruzan como botellas alambradas. Ramón López Velarde (1888-1921)

 

Normal 0 21 false false false ES-MX X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4

 

 

El domingo pasado, El Universal publicó en primera plana un informe que es la punta de la madeja de un abultado y terrible huso de cifras de la desesperanza. El reportaje llevaba por título: “En 18 políticos, el rumbo del país”.  La peculiaridad de esta investigación de Juan Arvizu y Francisco Reséndiz  es que no considera empresarios, periodistas, clérigos, líderes sindicales, académicos, figuras del mundo del espectáculo, jueces de la Suprema Corte, gobernadores, ni narcotraficantes: sólo lideres de partidos o movimientos políticos y diputados, asambleístas y senadores.

La lectura de este reportaje me llevó a establecer comparaciones numéricas de distintas áreas de la vida nacional para bocetar,  por medio de la técnica del alto contraste, el siguiente rostro de México, la siguiente minuciosa aritmética de la derrota: sonora miseria, rota alcancía.

Empleo. En este país existimos 110 millones de mexicanos. Al cierre de 2008, la población desocupada en el país se situó en un millón 922 mil 596 personas, es decir, 306 mil 515 personas más que en 2007, lo que ubica al desempleo en el país en su máximo nivel histórico.

Raúl Feliz, investigador del CIDE, pronosticó, que este año 2009,  se perderán cerca de 450 mil empleos formales y más de 400 mil en el sector informal, lo que significa que existirán  un millón de desempleados más durante este año.

 Educación. Desde el 2005, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) informó que las deficiencias en la calidad de la educación en México se deben a la falta de capacitación y actualización del magisterio. En el estudio Invertir mejor para invertir más. Financiamiento y gestión de la educación en América Latina y el Caribe, se señala que los 22 países de América Latina y el Caribe necesitan más de 150 mil millones de dólares para universalizar el servicio educativo del nivel preescolar y primaria, atender a 75 por ciento de los estudiantes en el nivel de secundaria y erradicar el analfabetismo de los adultos en el año 2015. Para erradicar el analfabetismo en México se necesitan más de mil millones de dólares.

No obstante que el índice de analfabetismo en México ha ido disminuyendo paulatinamente, aún existen rezagos considerables, los cuales se concentran en estados como Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Veracruz y Puebla. Se estima que en estos estados alrededor de 14% de la población no tiene instrucción alguna, comparada con valores menores a 6% en los estados del norte del país. Esto no es una sorpresa, recordemos que en estas entidades federativas coexisten  los menores niveles de ingreso o la mayor desigualdad en su distribución con los mayores índices de pobreza y marginación.

Escolaridad promedio. En México es de 8 años, es decir, figuradamente el mexicano estadístico sólo pudo llegar hasta el segundo año de secundaria  (en Puebla el promedio es de 7años; en Oaxaca de 6; y en Guerrero también).

Alfabetización. La tasa de alfabetización cayó en 2006 (89.6%) y desde entonces no se ha podido recuperar los altos niveles que tuvo del 2003 al 2005 (90.5%). Comparativamente, la tasa de alfabetización de México es inferior a la de Cuba, Argentina, Chile y Colombia. Es  equivalente a la de Hong Kong.

Nutrición. Según a investigación Cambios en la situación nutricional de México: 1990 a 2000, publicada por el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán de la Secretaría de Salud, y por la Sociedad Latinoamericana de Nutrición, existen 30 millones de habitantes que se encuentran en categorías de riesgo nutricional extremo, muy alto y alto. El problema de la desnutrición en México, afirma el estudio, es  grave en los municipios que tienen mayor proporción de población rural e indígena.  Este reporte establece que Chiapas, Oaxaca y Guerrero y Veracruz. Después, con características muy semejantes están Puebla, Hidalgo y Yucatán. Para los investigadores, este trabajo, que muestra una cartografía municipal de la situación nutricional. Este Índice de Riesgo Nutricional es un instrumento de diagnóstico periódico  que permite observar los cambios de comportamiento nutricional municipal.

Morbilidad. En México padecemos las llamadas enfermedades transmisibles (ET) que son las infecciones  gastrointestinales y respiratorias; las dos son consideradas patologías de la pobreza. Pero también sufrimos traumatismos y accidentes (asociados al consumo de alcohol o a falta de precaución de autocontrol emocional).

Mortalidad. Los mexicanos morimos de cardiopatías, diabetes, cirrosis (ECNT) y enfermedades transmisibles.

Demografía. El Consejo Nacional de Población (CONAPO) estima que, de continuar las tendencias demográficas recientes,  la población de origen indígena aumentará en un millón de personas en los próximos años para ubicarse en 14.2 millones en 2010. Los indígenas de México ascienden en la actualidad a 13.2 millones de personas; es decir, uno de cada ocho habitantes del país pertenece a ese grupo. El  CONAPO advierte que el riesgo de fallecer es todavía más alto entre las personas que tienen características indígenas. Un indígena aspira a vivir dos años menos que el resto de la población: 73.4 años frente a 75.3 años. La tasa de fecundidad promedio en las mujeres indígenas se estima en 2.6 hijos: es mayor frente a las mujeres no indígenas (2.1 hijos). Estimaciones del Consejo Nacional de Población, con base en el Censo de 2000, indican que el náhuatl es la lengua indígena más hablada: cerca de uno de cada cuatro hablantes de alguna lengua autóctona (24.6 por ciento). La segunda lengua en importancia es la maya, con la que se expresa 14.1 por ciento de los indígenas. Con alrededor de 7 por ciento se encuentran el zapoteco, el otomí y el mixteco. Con 4 por ciento se ubican el tzeltal, el tzotzil y el totonaca; y entre 2.3 y 3.5 por ciento las lenguas mazahua, mazateco, chol y purépecha. La mayoría de los indígenas se asientan en los estados del centro del país y principalmente en el sudeste mexicano. En cinco entidades el número de indígenas excede al millón de personas.

Los documentos oficiales (INEGI, CONAPO) hablan de una caída de la tasa de crecimiento (es decir del promedio porcentual anual de cambio en el número de habitantes del país, como resultado de un superávit (o déficit) de nacimientos y muertes, y el balance de los migrantes que entran y salen de un país). La tasa de crecimiento es un factor que determina la magnitud de las demandas que el gobierno debe satisfacer por el crecimiento o disminución de las necesidades del pueblo en infraestructura y servicios ( escuelas, hospitales, vivienda, carreteras), recursos naturales (alimentos, agua, electricidad)  y empleo.

Abstencionismo electoral. En México no ejercen su derecho al voto 60%  de los ciudadanos inscritos en el padrón electoral.

Actualmente están inscritos en el  padrón: 77, 977, 457 mexicanos.

En el pasado proceso presidencial votaron 41, 971, 322 ciudadanos.

Según las cifras oficiales, el PAN obtuvo tuvo 15 000 284 votos. El PRD, 14 756 350.  Y el PRI,  9 301 441.

Perfil del elector. Realizando una simple división tenemos que Felipe Calderón gobierna (es un decir) gracias a la voluntad del 13%  de los habitantes de este país. Pero además, utilizando parte de la información anterior, podemos trazar el perfil medio del electorado: desnutrido; segundo grado de secundaria como grado máximo de estudios; sub-empleado; enfermo diarreico crónico; alcohólico  incipiente; sin hábitos de lectura de libros ni de periódicos; y con un gran consumo de horas de televisión abierta.  

La patria es impecable y diamantina (y en peligro de extinción, día con día). Diez y ocho políticos dice El Universal que dirigen México. Luego entonces, ciento diez millones de mexicanos, menos diez y ocho, lo padecemos. El grado de desigualdad social y de concentración de la riqueza y de las facultades políticas decisorias en una minoría privilegiada no puede ser sano para la vida social. Tampoco lo es la flagrante impunidad y el cinismo altamente recompensado. En peligro está la viabilidad de México como país soberano. 

 

*Roberto Martínez Garcilazo es poeta y escritor poblano, director de Literatura, Ediciones y Bibliotecas de la Secretaría de Cultura de Puebla. 

Más de Roberto Martínez Garcilazo:   

next
prev

Hay 839 invitados y ningún miembro en línea