La ciencia y la filosofía (Artículo)
Minuto a Minuto

La ciencia y la filosofía:
Dos maneras de interpretar al mundo
Enrique Canchola Martínez
Universidad Autónoma Metropolitana-Iztapalapa
Ciudad de México, México.
Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
28 de octubre 2021

La filosofía y la ciencia son constructos mentales que representan la libertad del pensamiento; en la ciencia: la hipótesis, las conjeturas y demostraciones, representan el atrevimiento mental para manipular los símbolos; como el lenguaje manipula las ideas, palabras y la sintaxis en la filosofía.
Tanto en la ciencia como en la filosofía la imaginación es uno de los puntos de encuentro: la ciencia a través de la hipótesis y los datos experimentales busca recrear a través del acto imaginativo al mundo; de la misma manera que la filosofía bosqueja y dibuja imágenes mentales referentes a la realidad del pensamiento abstracto e inductivo y por medio de la neuro-fenomenología busca describir las emociones, construyendo una imagen subconsciente y especular del mundo, donde se reflejan los miedos, las locuras y los amores con sus sufrimientos y alegrías, con lo cual se expresa todo sin explicar ni decir nada.
La ciencia y la filosofía no pueden explicar nada porque no son inventario de informaciones, son solo una manera de percibir al mundo a través de un método propio y distinto y de una manera de interpretar los fenómenos de la naturaleza material y humana mediante el juego de la mente en la enacción, dejando que el pensamiento viaje por la cuerdas de la red neuronal donde se mecen las memorias ancestrales y donde la verdad es el movimiento de los símbolos y sus significados expresados en el idioma químico y percibidos, decodificados he interpretados por el cerebro, que mediante estos estímulos genera una interpretación mental, neuro-fenomenológica de la realidad del mundo.
La percepción cerebral y mental tanto en la ciencia como en la filosofía se van autoconstruyendo y destruyendo, es decir, van experimentando una autopoiesis, que permite una permanencia y un desarrollo eterno de ambas disciplinas.
La filosofía y la ciencia tienen la capacidad de evocar imágenes, ambas son una ciencia y un arte que viven en la fisonomía de las cosas, el objetivo de la ciencia no es explicar ni representar al mundo, cuando más, pretende aclarar algunos eventos que se presentan en la naturaleza y la filosofía es esa capacidad subjetiva de expresión de las ideas, mediante imágenes mentales que representan la condición humana con sus miedos, sus iras, sus alegrías, sus amores y sus dolores.

En la ciencia el espíritu humano se expresa en un lenguaje simbólico preciso, que permite la formulación de ecuaciones y de conceptos que describen leyes de la naturaleza; que al igual que en la filosofía el lenguaje requiere un sentido especifico de los significados, para que las palabras formen un constructo mental especifico y atractivo para la conciencia y el cerebro.
La ciencia como la filosofía utilizan de un lenguaje específico, de un orden de premisas, de inferencias y de pensamientos simbólicos, para que puedan dar una imagen mental y cerebral atractiva y delicada que sea un concierto para el alma.
En la ciencia el lenguaje técnico es de suma importancia porque en él están contenidos intrínsecamente los conceptos y definiciones; al igual que en filosofía su fuerza depende de la idea y de su capacidad para evocar imágenes mentales que en conjunto inducen metáforas y rescatan y crean conceptos nuevos que con su armonía dejan que la intuición lógica y la razón oscilen en las cuerdas del electromagnetismo del cerebro para construir nuevas percepciones y consciencias de la cotidianidad y del mundo.

Lecturas
1.-Introducción a la Filosofía de la ciencia
Jorge Alberto Serrano Moreno
Editorial Progreso
2.- La ciencia, su método y su filosofía
Mario Bunge. Editorial Argentina

Enrique Canchola Martínez