TALLER DE RADIO, COMO ESTRATEGIA PARA EL DESARROLLO DEL LENGUAJE Y LAS COMPETENCIAS DEL PENSAMIENTO
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

 


 

Según el ingreso:

 

  • Como un taller cerrado: cuando el número de participantes es fijo y se trabaja salón por salón.
  •  Como un taller abierto: cuando se trabaja extra escolarizado.

 

 

 

Según la edad de los participantes:

 

· Como un taller horizontal: cuando se trabaja con la educadora y educandos del mismo año, nivel y curso.

 

· Como un taller vertical: cuando se trabaja con alumnos de una misma escuela pero distintas edades.

 

 

 

Según sus objetivos:

 

· Es un taller integrador: dado que su planificación reúne dos o más campos de formación de manera expresa, trabajando de manera holística en cuanto a las competencias a desarrollar, y al combinar dichas competencias da lugar a nuevas competencias.

 

 

 

Según su práctica metodológica:

 

· Es un taller de actividades libres: donde los participantes concurren al taller y se expresan oralmente de forma libre, partiendo del pretexto que el mediador presenta; aprendiendo a través de la realización de un trabajo concreto, en un grupo en el que participan todos los implicados, brindando las posibilidades de indagar, experimentar, dudar, equivocarse, escuchar, hablar, escuchar y hablar.

 

 

 

El “Taller de radio, como estrategia para el desarrollo del lenguaje y las competencias del pensamiento”, integra la teoría, práctica y reflexión de la experiencia de aprendizaje mediado, el programa de Filosofía para Niños y la ontología del lenguaje.

 

 

 

Teoría de la Experiencia de Aprendizaje Mediado

 

La mediación o Experiencia de Aprendizaje Mediado (EAM), según Feuerstein "se produce cuando una persona con conocimientos e intenciones media entre el mundo y otro ser humano, creando en el individuo la propensión al cambio". La presencia de esa tercera figura, que es el ser humano mediador es la que hace la diferencia con la exposición directa a los estímulos. El mediador puede ser el maestro, los padres, o cualquier adulto responsable de la formación del sujeto.

 


 El aprendizaje puede adquirirse por medio de la exposición directa a la experiencia, incluyendo la retroalimentación de la propia conducta, y mediante el proceso de la experiencia de aprendizaje mediado o mediación.

 


 La exposición directa a estímulos ciertamente produce cambios en el individuo, pero éstos no son de gran calidad ni suficientes para permitir en él un alto grado de modificabilidad. Según Feuerstein, la experiencia de aprendizaje a través de un mediador favorece que el niño desarrolle sus habilidades cognitivas, la flexibilidad, la autoplasticidad y la modificabilidad.

 


  En esta teoría no cualquier interacción entre el mediador y el sujeto es considerada una experiencia de aprendizaje mediado. Para que esto suceda, el mediador debe estar animado por la intención de hacer que otra persona perciba, registre, comprenda y experimente de modo cognitivo y emocional, determinados estímulos, hechos, relaciones o sentimientos. “Las 1001 voces” elabora su intencionalidad educativa, partiendo de las competencias a desarrollar señalados en  los campos formativos del Programa de Educación Preescolar.

 

 

 

Los criterios de mediación, la gran llave que abre la mente.

 


Feuerstein plantea una serie de criterios para interactuar que el mediador responsable del taller,  debe contemplar e integrar en su comunicación con el alumno. Sólo así se puede hablar de una  experiencia de aprendizaje mediado.

 

Los criterios más importantes que deben considerarse son:

 

 

  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 935 invitados y ningún miembro en línea