El mundo en su tinta
Minuto a Minuto

RADIO Sabersinfin.com

 

 

 

cielo17 de febrero de 2015

La naturaleza de los colores

Nunca he podido evitar sentirme optimista cuando despierto y veo el cielo con un tono azul intenso. Me parece una incitación del universo a vivir, a disfrutar el día y reír. Es muy complicado entender a que se debe, pero ocurre. Estoy muy seguro de que no soy a la única persona a quien le pasa, creo que a todos nos resulta encantador el intentar entender y analizar la naturaleza de los colores y su influencia en nuestra cotidianidad.

Me viene a la mente la película italiana “Rojo como el Cielo”, la cual trata de unos niños que estudian en el colegio de ciegos “David Chiossone”. Mirco, uno de ellos (que no era ciego de nacimiento) se ve en apuros cuando los demás niños (ciegos de nacimiento) le hacen preguntas como: ¿Qué es el color verde? o ¿Cómo me puedes describir el color café?. Si como Mirco, tratamos de responder las mismas preguntas, nos daremos cuenta de la complejidad para dar una respuesta precisa.

Los colores forman parte inherente de nuestra naturaleza, simbolizan algunas características de la sociedad al igual que de nuestra esencia. Por ejemplo, el rojo es casi inevitable asociarlo con la sangre, existen estudios que sugieren que la exposición a este color podría tener efectos provocando la aceleración del ritmo cardíaco. El azul, tiene una influencia directa estimulando nuestras capacidades creativas. Ya sabemos que es muy complicado definir justamente lo que es un color, pero también somos conscientes de las diversos efectos que nos provocan. Entonces, ¿En que se diferencia un color de otro para producirnos sensaciones tan singulares? ¿De donde provienen los colores y como es que se producen?.

La física y algunas de sus ramas como la óptica, colorimetría y espectrometría; nos han guiado en el camino para la comprensión de los fenómenos derivados de la luz. El filósofo griego Aristóteles, mencionó que todos los colores se encuentran en un rango que va desde lo más transparente (blanco) hasta lo más opaco (negro). Dos milenios después, el afamado científico Inglés, Sir. Isaac Newton (Posiblemente la mente más brillante de la historia) realizó estudios para tratar de entender la naturaleza de la luz. En su obra “Opticks” (Óptica en español) de 1704, estableció las bases de las Leyes de la óptica, un conjunto de enunciados que explican las propiedades de la luz en diferentes condiciones. Newton comprobó que la luz blanca se conformaba por siete colores: rojo, anaranjado, amarillo, verde, celeste, azul y violeta; Los mismos del arcoiris. Para demostrarlo, hizo pasar un haz de luz blanca por un prisma transparente, la luz blanca se separaba y se dispersaba en los siete. En efecto, había comprobado que la luz blanca era una combinación de los siete, y al pasar por ese medio se descompone. A éste fenómeno se le conoce en la actualidad como dispersión refractiva.

La luz viaja a través del espacio en forma de partículas y ondas. Cada color tiene, lo que se conoce en el mundo de la física como: “longitud de onda” y se pueden medir en Nanómetros*1. Se trata de una especie de huella digital intrínseca de cada color. A todo el conjunto de longitudes de onda que existen, se le conoce como Espectro electromagnético, sus extremos opuestos están compuestos por las ondas de Radio, que tiene las longitudes de onda más cortas y por el otro extremo la radiación Gamma, que tiene las longitudes de onda más largas.

color

Los seres humanos, percibimos apenas un rango intermedio de longitudes de onda, menor al 5% del total existente. Podría parecer muy poco significativo, pero aún así, es suficiente para que nuestro ojo perciba más de 100,000 tonalidades de los siete colores y podamos apreciar la viveza de una pintura de Picasso o Van Gogh. Todos los objetos existentes son capaces de absorber una parte del espectro electromagnético y reflejar lo restante. El ojo humano es una especie de cámara que recibe esa luz reflejada, contiene en la retina unas células especializadas llamadas conos, que son capaces de reaccionar ante distintas longitudes de onda. La información proveniente en forma de luz, es convertida por procesos internos de éstas células, en información nerviosa,*2 que se transmite por el nervio óptico hacia el cerebro. La corteza del cerebro contiene regiones con células especializadas, que se ocupan de procesar esta información y generan una percepción visual en forma de color. ¿Son entonces los colores una simple virtualización de nuestro cerebro?. Es complicado entender que los colores no son una característica inherente de cada objeto, sino más bien se trata de una propiedad emergente por consecuencia de la incidencia de la luz en él. Para identificar una pelota color amarillo, es forzosamente necesario que haya luz que llegue a ella y provoque los fenómenos de reflexión y absorción que antes mencionamos. En un cuarto oscuro con muy poca luz de por medio, esta pelota no podrá ser fácilmente distinguida de una verde, debido a que en condiciones de poca luz, las células que se encuentran activas ya no son los conos que pueden detectar el color, sino otras células de la retina llamadas bastones, que únicamente distinguen el negro, blanco y los grises.

Es complejo entender cómo surgen los colores y porque cada objeto tiene una tonalidad distinta, incluso para algunas personas es difícil de asimilar que la sensación de estar viendo en colores se genera en el cerebro. Me parece una de las situaciones en que debería alegrarnos conocer las fascinantes capacidades de nuestro cerebro. Y como, con los millones de años ha evolucionado para ser capaz de diferenciar las propiedades de la luz. Lo que nos permite apreciar el color de tu ropa favorita y esa bella tonalidad de la piel de tu enamorad@.

*1.Nanómetro (nm.): Milmillonésima parte de un metro (10-9 metros). El sistema visual humano es sensible a las longitudes de onda situadas entre los 380 y los 780 nanómetros.

*2.Para que el cerebro pueda interpretar la información proveniente del exterior en forma de luz. Los conos y bastones son células especializadas encargadas de transformar esa información en impulsos nerviosos eléctricos.

Libros revisados.
*Burbano S., Burbano E., Gracia C. (2004) Física General. Editorial Tebar.
*Cheskin, L (1947) “Colors: What They Can Do For You”. New York: Liveright Publishing Corporation, 1947. 333 pp.
*Newton, I, (1704). Opticks.

Foto del cielo: ayrim.files.wordpress.com


Omar ColinOmar Colín González
es estudiante de Biología de la Benemerita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP)

  1. Facebook
  2. Twitter
next
prev
next
prev

Hay 650 invitados y ningún miembro en línea